Follow me.

martes, 7 de septiembre de 2010

Outsider...

Estar envuelto, pero desentendido, estar afuera, adentro, en el centro, sentirse parte, o sentirte solo... no se donde estoy, o tal vez si, sé que detesto sentirme así... me siento un narrador externo, como un personaje que no participa, como alguien anexo que filma la frigidés y frivolidad de los concursantes de un reality llamado "Vida", el cual yo dirijo y produzco, ademas de escribir el guion, de un solo personaje...
Me siento perdido en el sopor y en las ideas no siempre lucida, mas no, difuminadas que corren, o flotan, en una especie de vacio que deja mi mente con la realidad.
Como lo note, se preguntaran, como note que mi vida es toda una extencion de mi, extendida al punto que no alcanzo a tocar su fin, o timón, y que perdia el control...
Todo comenzo con los delirios adolescentes por grandesa, imagen, personalidad o inseguridad, dicho por muchos de diferentes formas, no importa, lo que importa esque deseaba llenar un vacio extremadamente extraño e infinito en ese preciso momento, y no sabia como. El cigarro fué, el cigarro fué lo que me movio la cabeza, lo que me excito el sistema nervioso de una forma alucinante, si, se que suena exagerado, es un cigarro, pero funciono, y mas para una persona organica como yo. Pero el tema de hoy no es el cigarro, sino cuan ajeno me siento con mi vida misma. Dentro de mi vida hay personas con importancia mayor o menor, hay personas a las cuales uno presta mas o menos atencion, como los padres, por ejemplo... y aqui comienzo a introducirlos en mis caoticamente ordenadas ideas que vacilan en plasmarse en tinta o no, que forcejean con mi ser por salir.
Unos dias atras estaba placidamente sentado en una silla sin posabrazo dejando el tiempo pasar, como de costumbre. Momento perfecto para prender un cigarro e ignorar el reloj, que si se movia un segundo mas me obligaria a levantarme y comenzar con alguna que otra actividad antes de partitr, y realmente no queria eso.
Prendi ese bendito ciagarro y tome una bocanada. Mi pié, que estaba zapateando a mi ritmo interno y haciendo masomenos un agujero en el piso, sezó de su ancioso movimiento. Al instante oigo unas palabras que me dejaron innmovil como el haliento helido de un oso polar, enojado. -Que haces fumando? Gire levemente la cabeza para observar quien irrumpia mi calma, aun no se para que, esa voz era inconfundible.
Comenzo una charla con el imperioso tono de quien te enseña la vida con apuntes en cuadernados. Yo me encontraba innmutable, mi mente volvaba por un quiensabequecosa bella e irremediablemente falsa... mientras, con mis ojos, veia alejarse la imagen de mi padre moviendo su mano cual sargento, con su dedo, poderoso, pero lejano. Lo que decia era un misterio, no me detuve a escuchar, como dije, escribo el guion de uno, de mi... Asi transcurrio, supongo que hechandome en la cara como si fuera una cuenta por saldar, todo mi anterior discurso "anitpucho" como el decia. El no es quien, no me interesa, no pensaba como responder ni razonaba lo qe escuchaba, solo escuchaba y ya, pero por la presion que ejercia sobre mi. El ruido porfin sezo. Gire mi cabeza y segui tecleando... me hundi nuevamente en mi, o asi lo llame yo. Lo que se esque no volvi a pensar en eso jamas, pero si en como lo que mi padre dice por mi supuesto bien no me interesa, porque creo qe el no tiene ni una sola respuesta de las que quiero, porque el no sabe hablar, porque no me sabe llegar. Asi, ven, me siento ajeno, ajeno a mi propio padre y sus decisiones, ajeno a el como ser pensante o persona. Mis decisiones no son influenciadas por el en lo minimo. Nuestras discordias son constante, pero tal cual llegan se van y mi mente no se altera, no me enojo, no me entristesco, no me importa... no me importa el ni lo que diga. En mi vida no es nadie, ni tampoco su discruso ensallado.

That's it. Au Revoire...

[Releo y digo que es la peor entrada que escribi en mucho tiempo.] :/

1 comentario:

Ashett dijo...

tu, el de los ojos grises, a ti te digo que no eres el unico, sabes?